APFP
por uno estatuto proprio para prisiones

Caos en la cárcel de Tenerife por el incendio: 800 presos sin agua durante 48 horas

|
68

Caos en el centro penitenciario de Santa Cruz de Tenerife: el incendio que asola la isla desde hace una semana dejó durante el lunes y el martes pasado sin agua corriente a los más de 800 presos que habitan el penal. Un escenario que, según relatan a THE OBJECTIVE distintas fuentes penitenciarias, limitó la vida de los reclusos hasta el punto de poder beber agua solo durante la comida y la cena o usar el baño durante 20 minutos al día. Hechos que ya investiga el Defensor del Pueblo después de que la madre de uno de los internos los denunciase ante la institución dirigida por Ángel Gabilondo.

Estas mismas fuentes critican, no obstante, que el desabastecimiento se debe a «la dejadez del Ministerio del Interior», ya que, pese a las reiteradas peticiones por parte del Ayuntamiento de El Rosario, cuyos depósitos abastecen de agua a la prisión, el departamento dirigido por Fernando Grande-Marlaska ha hecho caso omiso y no ha creado ninguna infraestructura de emergencia para que la cárcel deje de depender del Consistorio. Tanto es así que el alcalde del municipio, Escolástico Gil, ha acusado al Estado de tener «abandonados desde hace años» tanto al centro penitenciario como a la localidad tinerfeña. 

El problema se inició el pasado 21 de agosto, cuando el municipio de El Rosario, una de las zonas más afectadas por el incendio, inició cortes de agua entre su población habida cuenta de que «sus depósitos se estaban empleando al completo para extinguir las llamas», según explicó el primer edil. Y, ante esta situación, dejó de suministrar agua potable a la prisión de Tenerife II. El centro tenía sus propios depósitos, pero se agotaron pocas horas después, indican fuentes de la prisión a este diario.

Así las cosas, la dirección del penal tinerfeño decidió reducir al mínimo el consumo. Tanto el lunes como el martes, los días en que las instalaciones han estado desabastecidas, el centro abrió el agua de 20.15 a 20.40 solamente para las cisternas de los baños y repartió una botella de agua mineral a los reclusos durante la comida y la cena, pese a las altas temperaturas que está registrando en los últimos días la isla. En el caso de los funcionarios, la situación fue incluso peor, pues, según denuncian algunos de ellos, la prisión no les repartió botellines.

Cubas de agua para la prisión

Pese a la desorganización inicial, según explica Nacho Fernández, delegado sindical de la APFP, el envió de cubas de agua, pese al desabastecimiento, «por parte del Ayuntamiento de El Rosario y de otros organismos públicos», y las restricciones que se llevaron a cabo en cárcel evitaron que «se produjeran incidentes entre los reclusos». «La dirección, los funcionarios y los presos han colaborado al máximo para restablecer la normalidad», indica este portavoz. En el caso de los familiares, no obstante, han denunciado las condiciones en las que el centro tenía hasta este martes a la población reclusa. 

No obstante, Escolástico Gil ha insistido en que el problema que ha tenido la prisión, que ha recuperado el suministro de agua potable durante unas horas este miércoles, «debería haber sido resuelto desde hace años» por parte del Ministerio del Interior. «Llegó reclamando al Estado desde que soy alcalde y desde antes que hicieran una obra para una infraestructura crítica que es la prisión, que pudiera unir el depósito de La Cañada y el de La Parra con la prisión por si había un problema como el que ha habido», señaló el primer edil, en declaraciones a El Día.

Un proyecto por valor de 2,7 millones que El Rosario presentó al departamento dirigido por Grande-Marlaska en mayo de 2022 pero que todavía no se ha llevado a cabo. «Ahora no se puede llamar al alcalde para amenazarlo porque no hay agua en la prisión. Lo que tiene que hacer el Gobierno es la obra que llevamos tiempo reclamando y que la prisión reciba agua directamente», denunció el martes el alcalde Gil. «Exijo al Gobierno que dé tranquilidad a una estructura crítica. Me he reunido con la Delegación del Gobierno, con la prisión, la documentación está enviada al Ministerio y no han hecho nada», añadió el también líder de IR-Verdes.

«Se garantiza el suministro»

Este jueves la ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico en funciones, Teresa Ribera, ha admitido que el corte de agua en el centro penitenciario ‘Tenerife II’ «no es una situación normal» pero al mismo tiempo ha valorado que se garantice el suministro a los internos y vecinos afectados, en declaraciones a Europa Press.

Desde Instituciones Penitenciarias, por otro lado, fuentes consultadas por este diario aseguran que tras el corte de suministro de agua a la prisión, «el centro penitenciario se ha coordinado con las autoridades públicas en la isla para dar respuesta a la situación» con el envío de cubas de agua por parte del Ayuntamiento de El Rosario y con la ayuda del Ministerio de Defensa.

En cuanto a la red publica, el martes se restableció durante unas horas el ministro, y este miércoles se prevé que se restablezca durante el mismo periodo de tiempo. «Hay que ver cómo va evolucionando todo a partir de ahora», sostienen. 

https://theobjective.com/espana/2023-08-24/carcel-tenerife-incendio-presos/

close

Hola 👋
Gracias por visitar la
web de APFP.

Regístrate para recibir contenido sobre prisiones.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Puedes valorar esta noticia, utilizando estas estrellas:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...